juguetes

Los mejores juguetes para cobayas

Las cobayas se caracterizan por su inteligencia, energía y curiosidad. Nosotros debemos proporcionarle estimulación mental, ejercicio y diversión a nuestras pequeñas mascotas y esto es fácil con los mejores juguetes para cobayas.

¿Por qué necesitan juguetes los cobayas?

Una cobaya aburrida es una cobaya infeliz. El aburrimiento puede conducir a la depresión y a la enfermedad.

Además de un recinto de tamaño adecuado, una buena fuente de comida y agua fresca, tu cobaya o cobayo necesitará diferentes juguetes y golosinas para mantenerlas estimuladas, tanto mental como físicamente.

Los mejores juguetes son los que proporcionan refugio, masticación y, sobre todo, comida. A las cobayas les encanta comer, así que si un juguete incluye una sabrosa golosina, mucho mejor.

Los juguetes que estimulan los instintos naturales de las cobayas de masticar, lanzar, empujar y escarbar son perfectos.
Todas las cobayas son diferentes

Un juguete puede estar bien para una cobaya, pero otra puede no tocarlo. Por eso es buena idea tener una selección de juguetes, que puedes ir rotando de vez en cuando.

Los túneles y los escondites son otro gran juguete que debe tener su cobaya. En un momento dado, pueden proporcionar una sensación de santuario en la que tu mascota puede dormir, esconderse y, en general, relajarse, y en otro momento les da mucha diversión y actividad y la oportunidad de correr a través, alrededor y por debajo.

La pelota para cuyos puede ser un gran juguete para tu pequeña mascota, pues estan diseñados para que el conejillo de indias los empuje y mastique.

juguetes para cuyos

Aqui te dejamos una lista de los mejores juguetes para cobayas

Ruedas y pelotas de ejercicio para cobayas
Túnel para mascotas
Túnel de mimbre tejido a mano
Puente de madera para jaulas
Palitos de heno para masticar
Rampas y escaleras para cobayas

¿Cuántos juguetes debo comprar para mi cobaya?

Si bien es importante tener una buena selección de juguetes para sus mascotas, es igualmente importante asegurarse de que la jaula o el recinto no estén desordenados.

Lo mejor es tener una selección de juguetes que pueda rotar con regularidad, tal vez cuando los limpie, para mantener a raya el aburrimiento.

La cantidad de juguetes que puede tener su mascota variará en función del tamaño de su recinto.